jueves, 30 de abril de 2015

Competencias pasadas de moda: aprender por aprender

"Solón el ateniense, hijo de Eksekéstides, en una ocasión en que su sobrino cantó una canción de Safo en una fiesta, le gustó lo que oía y le pidió al joven que se la enseñara. Cuando alguien le preguntó por qué razón deseaba aprender esa canción, él respondió: "Porque una vez que la sepa, podré morir".

Σόλων ὁ ᾿Αθηναῖος ᾿Εξηκεστίδου παρὰ πότον τοῦ ἀδελφιδοῦ αὐτοῦ μέλος τι Σαπφοῦς ᾄσαντος, ἥσθη τῷ μέλει καὶ προσέταξε τῷ μειρακίῳ διδάξει αὐτόν. ἐρωτήσαντος δέ τινος διὰ ποίαν αἰτίαν τοῦτο σπουδάσειεν, ὃ δὲ ἔφη ‘ἵνα μαθὼν αὐτὸ ἀποθάνω.’

Y de repente, un amante de Margarita Nelken

Y de repente un amante de Margarita Nelken -su último amante, de hecho, un comunista catalán de origen griego- se inmiscuye en la historia de mis espías y en la vida de Ramón Mercader, repondiéndome a algunas preguntas pero abriéndome otras mucho mayores. Y no diré más... por ahora. 

miércoles, 29 de abril de 2015

Lo que puede pasar si vas a una manifestación sin permiso de mamá

Conocimiento, emoción e individualismo

No es el conocimiento, sino las emociones, lo que fomenta el individualismo. La razón es común, las emociones, idióticas.

La vida, según Stevenson

"Nos enamoramos, bebemos mucho, corremos aquí y allá sobre la tierra como ovejas asustadas", R. L. Stevenson.

Los Desiderios

- Me han dicho -le comenta Desiderio a Erasmio en El arte de aprender, de Erasmo- que existe un método excelente que permite al hombre conocer a fondo, con el menor esfuerzo, todas las bellas artes.

Ni Erasmo ni nadie ha consiguió convencer a los Desiderios de que tal método no existe. Pero nuestros Desiderios, teniéndose por más astutos que sus antepasados, creen haber resuelto el problema  del aprendizaje decretando que el método ese ya no hace falta, puesto que no hay nada que conocer a fondo. No se necesita ningún arte de aprender, dicen, sino de aprender a aprender. Y se quedan tan a gusto.

lunes, 27 de abril de 2015

Inteligencias múltiples


El 24 de mayo de 2011 escribí este artículo en La Vanguardia, dejando clara mi perplejidad porque el Príncipe de Asturias fuera a parar a la pseudociencia. Por supuesto, desde entonces no ha hecho más que crecer el número de pedagogos seducidos por Gardner y la tentación de estar al día, porque una teoría mendaz no parece tan mendaz si se presenta como innovadora. 

Esta mañana un amigo me envía este enlace a un artículo de The Guardian, que no hace sino confirmar lo que vienen diciendo los neurólogos competentes a quien los quiere oír. Ahora bien... ¿se los quiere oír? Mi sospecha es que la pedagogía hace tiempo que ha dejado de preocuparse por la ciencia para entregarse a los brazos de la ideología. Aún hay por las escuelas supuestos especialistas hablando de lateralidad cruzada. Los mitos educativos parecen indestructibles. 

El laicismo y el más allá

Encuentro esta noticia en "La luz del porvenir" de noviembre de 1927:


Y es que de laicismos, no hay sólo uno.

domingo, 26 de abril de 2015

Paladines de la realidad del mundo

"Era (...) afirmador valent de la realitat del món i de la seva causa. (Ah! la causa del món, heus-aquí, en fons, la qüestió verament debatuda!)." O sea: "Era (...) afirmador valiente de la realidad del mundo y de su causa. (¡Ah! la causa del mundo, esta es, en el fondo, la cuestión verdaderamente debatida).

Y por estas palabras de mossèn Carles Cardó en el prólogo de la "Doctrina Estética" (1919) del obispo Josep Torras i Bages, me he comprado este minúsculo librito que comienza, para ir abriendo el apetito, tratando de la "estética ontológica".

Todo iluminado -y a mi me parece que Torras i Bages pertenecía a este humano gremio- batalla en defensa de la realidad del mundo, que ve puesta en cuestión por los miopes. En la vanguardia de todos ellos cabalga altivo y frágil don Quijote. Y todos los miopes, que andamos apagadizos, los seguimos porque necesitamos iluminar nuestra cotidianidad con sus arrebatos de luz. Quizás por eso a medida que abandono la novela me acojo a la teología, que me parece la literatura apropiada para la edad que anda en avanzada.




sábado, 25 de abril de 2015

Interdisciplinariedad

Hay algo que me intriga en los multidisciplinarios, es decir, en los defensores de la multidisciplinareidad como forma de vida: aseguran que en la vida corriente nunca se nos presentan problemas de matemáticas, lengua, física, geografía, historia, etc, sino problemas multidisciplinares. De ahí deducen que hay que eliminar las asignaturas de los centros de enseñanza y sustituirlas por estudios de casos o metodologías similares.

Yo, por supuesto, creo que los multidisciplinarios son gente honesta y que lo que les pasa a ellos es que sólo tienen problemas complejos en los que andan enredadas varias disciplinas. Debe ser una vida la suya quizás apasionante, pero agotadora. No puedo ni imaginarme lo complicado que ha de ser para ellos apretar un interruptor para iluminar un cuarto, o llenar un vaso de agua o comprar una entrada de cine.

En mi humilde existencia, he de reconocer que lo frecuente es lo contrario. A lo que tengo que hacer frente habitualmente es a problemas lingüísticos, matemáticos, geográficos, etc. Y para resolverlos necesito tener conocimientos de lengua, matemáticas, geografía, etc. Debe de ser una vida muy lineal la mía, pero me resulta bastante más cómodo que los problemas se me presenten de uno en uno que en avalancha..

No es que a veces los problemas no se me presenten intrincados. Cuando quiero comprarme un coche, he de pensar en varias cuestiones, que van desde la economía a la mecánica, pero aún en este caso tiendo a ir dándoles respuesta de una en una a partir de mis conocimientos de economía, mecánica, etc. 

Hotel Voramar


El azar amigo nos ha cobijado dos días a mi mujer y a mi en el Hotel Voramar de Benicasim, un hotel de  larga historia, que durante la guerra civil fue hospital de las Brigadas Internacionales. Aquí traían a los heridos de Teruel. Es un hotel pequeño, sin demasiados lujos, pero con esta terraza en la habitación. A los cinco minutos de estar aquí uno comienza a sentirse convaleciente de algo indefinido y, al mismo tiempo, a sentirse rehabilitado ante sí mismo. Se encuentra en un extremo de la playa de Voramar y no parece tener ningún interés en librarse del Hada de la Melancolía, que lo habita en la penumbra. Desde esa hamaca se conquista rápidamente la posición adecuada para meditar sobre el horizonte y convocar a las olas a que vengan a acompañar con su ritmo a los gorriones que se detienen en la balaustrada a mirar sin intriga al huésped silencioso. Hay hoteles mejores, pero Hotel Voramar, sólo hay uno.

jueves, 23 de abril de 2015

Las competencias y la inapetencia

Me reúno con una importante institución que organiza cursos para profesores. Me hablan de sus proyectos y de las cosas que hacen y quieren hacer, pero yo, por incordiar, me intereso por las cosas que no se atreven a hacer. 
- ¿Qué quieres decir? -me preguntan.
- No me refiero a las cosas que no tenéis dinero para hacer, sino a las cosas que veis que no tienen interés para el profesorado.
Las tres personas que tengo delante se miran entre sí.
- ¿Qué cursos, por ejemplo, si los ofreciéráis al profesorado, correríais el riesgo de que sólo vinieran cuatro gatos? ¿Qué temas son de fracaso asegurado?
- Cualquier cosa relacionada con las competencias -me dice uno y los otros dos asienten inmediatamente.

Conclusión: el día que nos atrevamos a escuchar al profesorado, comenzaremos a entender lo que nos pasa y el día que comencemos a entender lo que nos pasa, estaremos en condiciones de mejorar.

La paradoja del falo

"¿Cuál es el objeto más ligero de la tierra? El falo, pues es el único que se levanta sólo con el pensamiento".

Slavoj Zizek, Mis chistes, mi filosofía.

lunes, 20 de abril de 2015

La impaciencia de la opinión

Me paso la mañana diciendo que no a diferentes medios que insisten en que les de mi opinión sobre la conducta asesina de un alumno desquiciado. De hecho el primero que me ha llamado -una radio-, me ha pillado totalmente ignorante de lo sucedido. Nada más informarme de lo ocurrido, ya quería que le dijera algo.

¿Por qué tengo que decir algo? ¿Para decir algo a un medio no es imprescindible tener algo meditado que decir?

Yo, desde luego, no tenía nada que decir, más allá de lamentar el hecho, tan triste. Pero insistían en que les interesaba mi opinión sobre las causas, que querían saber lo que pensaba sobre las mismas. Con una periodista me he enfadado. "No sé lo que pienso, por la sencilla razón que no conozco los hechos".

Cuando la sangre arbitraria es tan evidente la prudencia es un gesto mínimo de respeto a la verdad.

¿Qué demonios sé yo de las causas de lo sucedido?

De una televisión me invitan a un debate y dan por supuesto que iré (tengo una buena relación con el director del programa). Les digo que no y explico mis razones. Me insisten en que mis razones no les convencen."A quien tienen que convencer es a mi", les digo. Me aseguran que para tratar de la conducta del alumno han llamado a una psiquiatra. Yo hablaré después para tratar de la disciplina en las escuelas. Me vuelvo a negar. Tampoco entienden que me escandalice la mera sucesión de los temas. ¿Por qué mezclar un problema psiquiátrico con los problemas pedagógicos? ¿Es que acaso hay alguien -sea médico, ingeniero, cura o músico- que esté a salvo del arrebato de un desquiciado?

Hegel hablaba de la impaciencia de la opinión como el principal mal moderno. Hay que reconocer que Hegel dice con frecuencia cosas muy sensatas.

Ya entiendo que para un periodista la noticia y la verdad no tienen por qué ir de la mano. Pero es que yo no soy periodista.

martes, 14 de abril de 2015

Tres notas sobre la educación y el futuro

"No podemos esperar que los alumnos -en ningún tipo de escuelas- vean que el trabajo escolar está de acuerdo con sus necesidades mientras los programas escolares estén fragmentados en asignaturas descoordinadas... Los programas basados en asignaturas son claramente inadecuados para conseguir una explosión de aprendizaje... La idea de que nuestras escuelas deben albergar alumnos equipados con un cuerpos de conocimientos es absurda y peligrosa. Los adultos de mañana se enfrentarán con problemas cuya naturaleza hoy no nos podemos imaginar. Tendrán que vérselas con trabajos que aún no han sido inventados. Necesitan un curriculum que les enseñe a hacer preguntas, a explorar, a interrogarse, a reconocer la naturaleza de los problemas y cómo resolverlos: un curriculum que sea un todo orgánico, relacionado con su presente y con su futuro".
Peter Mauger, en 1966.

"Los trabajos más solicitadas en 2010 todavía no existen. La escuela prepara a los jóvenes para trabajos que no existirán cuando terminen sus estudios. Los trabajadores del futuro inmediato utilizarán tecnologías que aún no han sido inventadas para resolver problemas que ni siquiera sospechamos hoy que serán problemas mañana. Dado que la cantidad de información técnica disponible se duplica cada dos años, la mitad de lo que los alumnos aprenden los será inservible cuando acaben la carrera.
Richard Riley, 2004

"¡Save time and google it first! No pagamos por pensar, si no por resolver algoritmos. Los "jóvenes" que contrato en mi equipo no saben cómo se piensa. Ni lo necesitan".
El Director de una empresa de vanguardia, ayer.

Sólo un comentario: uno constata ya rutinariamente que los futuristas ciegos que nos aseguran que no sabemos nada de cómo será el futuro, dogmatizan mucho a la hora de decirnos cómo tiene que ser el presente.

lunes, 13 de abril de 2015

A propósito del post anterior: No pagamos por pensar

El director de una importante impresa de esas que están en la vanguardia de las nuevas tecnologías, es decir, de las que supuestamente están al tanto de las competencias que serán necesarias para el futuro, ha mantenido conmigo un interesante diálogo en relación con el post anterior, que resumo, con su permiso, de la siguiente manera: 

- No nos asustes tanto... 
- Anda!!! Que no es tan difícil!
- Pero nosotros somos la generación de google, no la de tener que pensar mucho para resolver "problemas".
- Pero si tú te pasas el día pensando para resolver problemas!
- ¡Save time and google it first! No pagamos por pensar, si no por resolver algoritmos. Los "jóvenes" que contrato en mi equipo no saben como se piensa. Ni lo necesitan.
- Esto que me cuentas, lo pienso utilizar... Sin revelar la fuente, claro.
- Jaja. 
- Un abrazo.
- Keep working.

Problema de lógica...

... asústense ustedes, porque son problemas como este los que resuelven en Singapur los niños de 10 años. 


Aviso: Lo he tomado de The Guardian

The Trojan horse affair

Hace un año que Michael Gove, el anterior secretario de Educación del gobierno británico, hizo pública una carta anónima que denunciaba que el radicalismo musulmán había elaborado un plan para dominar varios centros educativos de Birmingham antes de extenderse por todo el país. Estallaba así lo que la prensa bautizó dramáticamente como "the Trojan horse affair".

El primer ministro, David Cameron, aseguró solemnemente en una visita a Birmingham que investigaría a fondo los hechos, porque "la protección de los niños es una de las primeras obligaciones del gobierno". Añadió que, aprovechando que el próximo 15 de junio se celebrará el 800 aniversario de la Magna Carta, el gobierno haría lo posible para afirmar los "british values" y reforzar moralmente el país contra los predicadores del odio. Puso mucho énfasis en afirmar que el rechazo de las leyes británicas y de la manera británica de vivir no era una opción para ningún residente en el Reino Unido. Pocos días después, Michael Gove anunció que todas las escuelas del país deberían promover los "british values" y que los docentes permisivos con las manifestaciones de extremismo en los centros serían despedidos. Se comprometió también a cerrar los centros que no fueran respetuosos con los "fundamental british values".

Ha transcurrido un año y si algo se ha puesto claramente de manifiesto no ha sido la existencia de un caballo de Troya salafista en las escuelas, sino la incapacidad de los británicos para definir nítidamente sus valores. Y eso es lo que me parece más preocupante.

Mirando con perspectiva el debate británico sobre los valores, me parece que la única persona que supo sacar provecho político de los "british values" fue Margaret Thatcher ... porque se cuidó mucho de intentar definirlos. Pero desde los atentados del 7 de julio de 2005 en Londres, los británicos han considerado necesario afirmarse a sí mismos de manera positiva frente a sus potenciales enemigos y hacen listas y listas de valores que no acaban de ganarse el consenso necesario. Sospecho que Micheal Gove era consciente de esta dificultad, pero, sin embargo, insistía en la necesidad de promover desde las escuelas cuatro "valores británicos" fundamentales: la democracia, el imperio de la ley, la libertad individual y el respeto mutuo. Lo que no sospechaba era que las críticas a su propuesta le lloverían del lado "british".

Michael Goodwin, director de una de las Quaker Schools del Reino Unido, declaró que sus escuelas no enseñarían valores británicos, sino los derechos humanos o los valores internacionales. "En un momento en que el gobierno británico está enviando bombarderos a Oriente Próximo, podemos preguntarnos qué significan exactamente los valores británicos". El principio de acción de los cuáqueros -resaltó-es el siguiente: "Respeta las leyes del Estado pero guarda tu fidelidad en primer lugar para los propósitos divinos".

Inmediatamente después, la Iglesia de Inglaterra protestó porque los inspectores de educación estaban supervisando si en las escuelas cristianas se enseñaban las ideas de igualdad y diversidad. Según Nigel Genders, "chief education officer" de la Iglesia Británica, esta actitud del gobierno es antidemocrática. "No se puede ir pidiendo a los profesores pruebas de lealtad", dijo, y añadió que la definición que el gobierno utiliza de "britishness" es un test sobre la lealtad del pueblo. A estas quejas se añadieron también las escuelas judías.

Este mismo mes de abril, The National Union of Teachers ha declarado que los profesores deben negarse a informar de los alumnos que expresan puntos de vista extremistas, porque las escuelas deben ser lugares de completa libertad de expresión y la promoción de los valores británicos está restringiendo la libertad de expresión.

Esto es Europa. En el mismo momento que un europeo dice "nuestros valores son estos", otro europeo le presenta una enmienda. No me parecería muy preocupante si aceptáramos que, entonces, hay que defender con uñas y dientes el pluralismo contra todo aquel que quiera negarlo. Es decir, si estuviéramos dispuestos a diferenciar entre pluralismo y multiculturalismo. En mi opinión, no podemos ser multiculturales ante el pluralismo. El pluralismo debe ser defendido intolerantemente. Pero me parece que esta tesis no tiene muchos partidarios, porque queremos valores blandos que no nos fuercen a polemizar con ningún antivalor.

La verdad, sin embargo, es que allí donde hay un valor a defender hay un contravalor contra el que polemizar.

El conflicto entre valores es inevitable.

En defensa del conocimiento factual


Me preguntaba el director de un centro educativo para qué le sirve a un niño saber la fecha exacta de la Batalla Warterloo. Cada vez que me hacen una pregunta de este tipo me siento desarmado, porque creo que no se le puede decir nada inteligible sobre la curiosidad intelectual al que carece de ella. Pero esta vez me encontraba con el ánimo polémico. "De nada", le contesté. "Entonces -me preguntó de nuevo con una cara que anticipaba una victoria-, ¿por qué das tanto la tabarra con el conocimiento de fechas y hechos?" "Porque -le dije con la mayor calma que pude aparentar-, conocer una fecha o un hecho, efectivamente, no sirve para nada. Pero conocer cincuenta, sí. Y si conoces cien, aún mejor."

Los hechos se están quedando sin defensores pedagógicos por una razón obvia: no pueden ser construidos. Ante los hechos se impone la humildad receptiva del conocimiento. Y todo lo que sea receptivo es mirado hoy con reticencias. De la humildad, mejor no hablar.

"Antes que la fecha, hay que saber qué y por qué fue esta batalla, y si eso me resulta interesante, la fecha vendrá después", continúa mi interlocutor. No puedo entender este razonamiento. ¿Es que el hecho de que la Batalla de Waterloo tuviera lugar en 1815 es indiferente para su comprensión? ¿Qué sentido tiene oponer la comprensión histórica a la cronología? ¿Puede haber comprensión histórica sin fechas? ¿Mi interés por la Batalla de Waterloo es más relevante que la batalla en sí misma?

El hecho es que el conocimiento factual está en retirada por lo menos desde la LOGSE. La pedagogía posmoderna no tiene ningún inconveniente en abrir de par en par las puertas de las aulas a teorías sin ningún apoyo científico (inteligencias múltiples, etc.), pero se permite el lujo de ignorar aportaciones científicas fundamentales, como la relevancia de la memoria a largo plazo, que es la estructura dominante de la cognición humana. Gracias a la memoria a largo plazo podemos compensar las enormes limitaciones de nuestra memoria de trabajo.

El conocimiento factual no sólo no está opuesto a la comprensión, a la creatividad, a la resolución de problemas, a la adquisición de competencias, etc., sino que, como sabemos desde Bloom, interviene directamente en todas estas operaciones.

El último argumento del director me deja definitivamente KO: "Los alumnos se aburren con los hechos". Callo. No me atrevo decirle que eso, si es cierto, no dice nada en contra ni de los alumnos ni de los hechos, sino de los métodos ... es decir, de la formación de algunos maestros. 

viernes, 10 de abril de 2015

Instrucciones para ser un profe innovador de última hora

"Si deseas ser aplaudido en una convención educativa, utiliza tópicos sentimentales sobre los sagrados derechos del niño, resaltando especialmente su derecho a conquistar la felicidad por medio de la libertad. Es probable que te ganes un aplauso extra si te lamentas de la crueldad de los exámenes y los deberes, mientras condenas de manera elocuente alguno de los estereotipos favoritos del abuso infantil, como el latín, las matemáticas (la geometría, especialmente), la gramática, el curriculum tradicional, la compartimentación del saber por materias que han de ser memorizadas, la disciplina y cosas semejantes."

William Chandler Bagley, pedagogo, ... en ¡¡¡1934!!!

Añadamos una mirada al presente: Free speech is so last century. Today's students want the "right to be comfortable"

En los felices tiempos de la ilusión

"En los felices tiempos de la ilusión, las cuentas de El Bulli fueron para el español común su mayor timbre de status. La primera impresión era que a la cuenta le habían sumado la fecha, pero luego la mayoría hipotecaba el piso y pagaba. O se comía la cuenta, fingiendo haberla confundido con un postre de Adriá, el Derrida de la cocina".

En Salmonetes

miércoles, 8 de abril de 2015

El fascismo no tiene cura, señores

¡¡¡Para esto hicimos una transición!!!


De Ignacio Tomás

Instrucciones para entrar en el Paraíso

Alexander Szurek, The Shattered dream:
"My greatest disappointment and also the object of my reflections in the camp [el campo de concentración de Wülzburg] was: What happened to the German nation? Where did they get so many thugs, brutes, murderers? Where did the people disappear? I could not find any, except for a woman in the canteen in Gundelsheim who gave me an extra loaf of bread when my komando was going to camp. Someone had hinted that I was condemned to die.
"Maybe it won't be so bad", she said.
Le debo el conocimiento de este libro a Guillem Casañ. Mil gracias, Miguel.

Alexander Szurek fue un comunista judío polaco que vino como brigadista internacional a la guerra civil española. Su sueño destrozado no es otro que el de las ilusiones revolucionarias de su juventud. Pero esta anécdota que les traigo a ustedes hasta aquí, me ha emocionado. A veces la salvación de la esperanza depende de un trozo de pan.

Tengo contado en otra entrada de este Café que cuando Oscar Wilde fue arrestado por la policía, acusado de sodomía, una muchedumbre se reunió ante su casa y, conforme pasaba, le gritaba de todo. Sin embargo un hombre se descubrió y respetuosamente se inclinó. Wilde le dijo: 'Señor, hay personas que por menos que esto han entrado en el paraíso.'"

La mejor manera de matar a un león


—Muy fácil: agarras a un conejo y le empiezas a dar bofetadas y a decirle que vas a matar toda su camada... hasta que confiese que en realidad es un león disfrazado de conejo.

Este chiste no tiene mucha gracia... excepto cuando era contado en la URSS de Stalin... que te podía costar nueve años de cárcel. Y eso sí que no tiene nada de gracia.

martes, 7 de abril de 2015

Don Quijote sentado en un sofá


Adolf Schrodter Schwedt (1805 - 1875). Don Quijote sentado en un sofá (Alte und Neue Nationalgalerie, Berlin).

Cervantes desmiente todas las beaterías que se dicen sobre los libros. Leer es una actividad peligrosa. No es un arma contra el fanatismo, ni nada de eso. De hecho, los dictadores y los poderosos en general, sean lo fanáticos que sean, siempre tienen a su lado a algún intelectual susurrándoles algo al oído. Es una actividad peligrosa para nosotros mismos. Pero necesaria para protegernos de la realidad, porque el hombre no sabe vivir en condiciones de absoluta realidad. Y así, huyendo de la realidad, nos encontramos con la muerte. Y todo lo demás es cuento. 

domingo, 5 de abril de 2015

Pitágoras

“Decía Pitágoras que los hombres principalmente han recibido dos magníficas cosas de los dioses: Poder decir la verdad y poder obrar bien. Añadía que ambas nos hacen familiares a los dioses.”
Πυθαγόρας ἔλεγε δύο ταῦτα ἐκ τῶν θεῶν τοῖς ἀνθρώποις δεδόσθαι κάλλιστα, τό τε ἀληθεύειν καὶ τὸ εὐεργετεῖν· καὶ προσετίθει ὅτι καὶ ἔοικε τοῖς θεῶν ἔργοις ἑκάτερον.
Claudio Eliano, Varia Historia, 12.59

Futesa primaveral

Estar vivo, me dice G., es estar tumbado en un rincón de un cementerio viendo pasar las nubes.

sábado, 4 de abril de 2015

viernes, 3 de abril de 2015

Frida Kahlo sobre los intelectuales y artistas europeos

En enero de 1937, Frida Kahlo llega a París con la intención de mostrar su obra en una exposición. Pero se encuentra con que André Breton, que debería haber tenido todo preparado, no ha pensado en una galería. ¡Ni tan siquiera ha sacado sus cuadros de la aduana!

Frida se siente desesperada con los intelectuales y artistas europeos y, como muestra, aquí está un botón: 

“Hablan sin cesar a cerca de la ‘cultura’, el ‘arte’, la ‘revolución’, etc. Se creen los dioses del mundo, sueñan con las tonterías más fantásticas y envenenan el aire con teorías y más teorías que nunca se vuelven realidad. A la mañana siguiente, no tienen nada que comer en sus casas, porque ninguno de ellos trabaja. Viven como parásitos, a costa del montón de perras ricas que admiran la ‘genialidad’ de los ‘artistas’: mierda y sólo mierda, eso es lo que son. Nunca he visto a Diego ni a ti [se refiere a Muray, un amigo estadounidense] perdiendo el tiempo con chismes estúpidos y discusiones ‘intelectuales’: por eso ustedes sí son hombres de verdad y no unos cochinos ‘artistas’… ¡Caramba! Valió la pena venir sólo para ver por qué Europa se está pudriendo y cómo toda esta gente, que no sirve para nada, provoca el surgimiento de los Hitler y los Mussolini. Creo que voy a odiar este lugar y a sus habitantes todo el resto de mi vida. Hay algo falso e irreal en su carácter que me vuelve loca.”

Frente a los artistas europeos, Diego Rivera le parece un prodigio de sensatez. Me temo que nunca se ha hecho una acusación más denigrante contra los intelectuales y artistas europeos.

Todo lo que s puede decir de Viernes Santo...

... lo dijo un ateo

jueves, 2 de abril de 2015

The Shostakovich Century



En The Imaginative Conservative

En las vísperas de Viernes Santo

Me parece magnífico el comienzo del Libre de meravelles de Ramon Llull: "En tristícia e en languiment stava un home en stranya terra. Fortament se meravellava de les gents de aquest món, com tan poch coneixien e amaven Déu ...]. Aquest home havia un fill que molt amava e qui havia nom Fèlix, al qual dix aquestes peraules: '-Amable fill [...] ve per lo món, e meravelle't dels hòmens per què cessen de amar e conèixer Déu' [...]. Obedient lo Fèlix a son pare [...] e anava per los boscatges, per munts e per plants, e per erms e per poblats, e per prínceps e per cavallers, per castells, per ciutats; e meravellave's de les meravelles qui són en lo món".

Jueves Santo es un día para maravillarse de las cosas que hay en el mundo antes de que mañana conmemoremos San Nihilismo, que es la maravilla más grande que imaginarse se pueda.

miércoles, 1 de abril de 2015

¡Ojo al dato!

- Pregunta del director de un centro educativo: ¿A ver, para qué le sirve a un niño saber la fecha exacta de la batalla de Warterloo?
- Respuesta de un servidor de ustedes: Para nada.
- Pregunta (con la cara de satisfacción del que se cree vencedor): ¿Y entonces, por qué das tanto la tabarra con el conocimiento de datos?
- Respuesta: Conocer una fecha no sirve para nada, pero conocer cincuenta, sí. Y conocer cien, es utilísimo, porque te permite orientarte en el tiempo.

Nota 1: ¿Puede alguien transmitir curiosidad por el conocimiento si no tiene interés por los datos?

Nota 2: Sólo los desinteresados por los datos enseñan datos aburridos de manera aburrida.

De los problemas de la felicidad

Llevo toda la tarde intentando resolver un problema que me ha despertado una nota a pie de página de un libro al que he acudido siguiendo una nota de pie de página  de otro libro. Redescubro así que quien acumula ciencia, no hace más que ampliar el perímetro de la conciencia de su ignorancia. Me imagino que habrá cientos de personas felices que habrán pasado esta tarde plácidamente sentados en un sofá viendo la tele. Y no los critico. Hacen muy bien. Pero para mí el infierno es un sofá muy cómodo, un mando a distancia y un televisor con tres millones de canales. Simplemente ocurre que para algunos la felicidad es no tener problemas y para otros es meternos en problemas... que tenemos la intuición de que podemos resolver. Pero mientras vamos dando vueltas a la solución (en este caso el encuentro de un brigadista internacional polaco y Jorge Mercader en un campo de concentración en Alemania) nos van surgiendo nuevos problemas y vamos amontonando notas, citas y referencias. Hasta que un día encuentras una respuesta, a veces donde menos pensabas encontrarla, y te sientes plenamente satisfecho... al menos hasta que la conciencia de los problemas pendientes te devuelve otra vez al tajo.

No estoy seguro que sea la satisfacción de la respuesta lo que busco, más bien me parece que lo que me hace feliz es la satisfacción de ir abriéndome camino mientras la busco.

Decía Tertuliano que había que ir al cielo para poder gozar desde allí del espectáculo de los tormentos del infierno, que sin duda, superarían a los de cualquier espectáculo de gladiadores. Creo que Santo Tomás dice algo también sobre esto, aunque él no habla de gladiadores. Yo espero, que si voy al cielo, me dejen llevarme mis papeles y que no se me ofrezca nunca una respuesta de manera gratuita. Mas aún, que no se me ofrezca nunca una respuesta sin que con ella vengan aparejadas nuevas preguntas.

La felicidad para unos es no tener problemas y para otros, resolver problemas. Y me temo, entonces, que la felicidad de unos es el infierno de otros.

Dándole los últimos retoques

Saldrá en septiembre: